El cricket, los extremos y los vendedores

Por si no lo sabe alguien, el cricket es el deporte estrella en la India… y eso que hasta este año no tenían liga (se juega a nivel internacional, solo las selecciones).

A cricket

Hoy había partido (en realidad todavía lo hay: dura unas 8 horas!!) así que he aprovechado para aumentar mi culturilla y, de paso, compartirla con el mundo.

Juegan India contra Pakistán (creo que grandes amigos los dos) en la copa de Asia de cricket (resultados en directo). Por lo poco que he podido saber, el cricket es algo así como el baseball, pero distinto :-). Está el tema de que si sacas la pelota del estadio eso es muy bueno y que si cogen la pelota antes de que toque el suelo es muy malo (jugador eliminado). Sacar la bola fuera son 6 puntos… excepto si bota antes, que son 4. Si los jugadores intercambian las posiciones, es un punto por cada cambio. Y creo que otro por darle a la pelotita con el palo. Algo así. El que quiera más detalles… a la wikipedia, que para algo está.

Sobre los extremos. Creo que está claro que en la India lo que se lleva son los extremos.

O comes carne o no tomas ni queso (¡hasta en el McDee!). Fuera calor. Dentro pillas pulmonía con los ventiladores (en los coches, con el aire a condicionado). La comida, muy picante. El café, muy caliente. El té, hervido de forma continua hasta que queda bien fuertecito. Los centros comerciales, muy occidentales. Las tiendas, muy pequeñas. Semáforos, casi inexistentes. Coches y motos, más de los que se pueden contar.

Digno de verse, no sabéis lo que os perdéis :-).

Y sobre los vendedores… esta gente son vendedores natos. Llevan días tratando de que pida un whiskey antes de la cena. Como no lo pido, han pasado a los Mocktails (cocktails sin alcohol). De momento me resito.

Donde no he mantenido la entereza es a la hora de pedir de comer. He llegado a un punto en el que ya ni siquiera pido la comida. Viene el simpático jefe de sala y me dice que hoy voy a probar algo diferente. Y yo me lo como sin rechistar :-). La verdad es que está todo bien elegido… y que hoy que me he acordado de decirle que no lo hiciera muy picante, me ha hecho caso (aunque yo iba con la idea de pedir unos noodles y acabé comiendo pollo). Por cierto, el pan (Butter Naan) sabe muy parecido a una filloa (¡riiico!).

Para terminar… algo que seguro que echáis de menos. ¡Ver la habitación!

I've got a pub

Este es el lado bueno, claro… la ventana da a una calleja y a la salida de humos de la cocina (aunque, por suerte, no entra nadita de olor).

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo es

2 Respuestas a “El cricket, los extremos y los vendedores

  1. Ayyyyy pero qué envidia!

    Creo que tienes que viajar más, que las crónicas desde el más allá molan mucho 🙂

    MÁS, MÁS, MÁAAAAAAAAAAAAAAS!!!!!!